sábado, 27 de noviembre de 2010

Estimulación magnética transcraneal II

Hace un año lleve a cabo una entrada sobre la Estimulación magnética transcraneal (EMT) presentando la exposición del Dr. Santiago Stucchi en la Sociedad Peruana de Psiquiatría Biológica. En aquel tiempo no había experiencia del tratamiento en el Perú, sin embargo hoy llegó a la lista de interés de la Asociación Psiquiatrica Peruana un enlace a un video sobre un centro que esta realizando el procedimiento en el Perú (por cierto no hay ningún conflicto de interés personal con ese centro).
La explicación que se hace en el video es bastante sencilla para los interesados en saber del tema. Para una revisión más exhaustiva vale la pena revisar la exposición del Dr. Stucchi y una revisión del mismo Dr. Kabar (que aparece en el video) en la RNP de este año.
Hay que hacer un balance entre el costo y el beneficio, comparando este tratamiento con los existentes actualmente. En todo caso, en la práctica hospitalaria, sin un seguro para enfermedades mentales, seguiremos aplicando la medicina basada en la evidencia, en el bolsillo y en la accesibilidad a los fármacos. Tanto como residente como egresado me ha tocado ver la descompensación de un paciente porque la medicina que solían comprar a S/. 0.40 ($ 0.17) ya se agotó en los hospitales y fuera de ellos cuesta S/2.0 ($ 0.70).





6 comentarios:

  1. ¡Pronto, queremos hacer una rotación por ahí!

    ResponderEliminar
  2. "...seguiremos aplicando la medicina basada en la evidencia, en el bolsillo y en la accesibilidad a los fármacos."
    Grande, Martín, ésa es la verdadera evidencia, che. Que se deje de pavadas ese Kabar, ¿de veras pone su aparato en Lima sólo porque es muy buena gente?, ¿qué va, porqué no lo puso en Yanquilandia entonces?
    A ver, ¿ya se verificó plenamente la efectividad de estos imancitos?
    Un saludo desde el Borda, en Bs. As. con un abrazo por la patria grande latinoamericana.
    Rafael Ameghino.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es demasiado costoso este tratamiento, con lo que equivale a decir que sólo será accesible a ciertas pacientes que tengan la capacidad adquisitiva para costearlo. Lastimosamente nuestro país cuenta con niños dentro del espectro autista que podrían beneficiarse con este novedoso sistema, lo cual es imposible por el coste económico que irroga. Entonces esperaremos a que el Instituto de Salud Mental "Hideyo Noguchi" lo adquiera. Suerte para aquellos que si puedan costear este costosísimo tratamiento y esperemos que aquellos que consideran exclusivo este tratamiento no sigan lucrando con el dolor ajeno!

      Eliminar
  3. Gracias por el comentario Rafael. Bueno el tratamiento ya tiene una aprobación por una organización que regula los medicamentos en EEUU que es la FDA. La aprobación es para depresión refractaria. De que hay evidencia la hay, ahora tampoco quiere decir que es el mejor tratamiento existente. Hay que tomar los datos con calma y si hay personas con depresión, que no ha respondido a fármacos y tienen disponibilidad para llevar a cabo el tratamiento me parece que es bueno que exista la alternativa en el país.
    Con respecto al Dr. Kabar, es un psiquiatra muy capaz como lo demuestra su hoja de vida. No creo que la motivación sea puramente espiritual (no va a invertir en algo para perderlo), pero de ahí a pensar que la única motivación es económica es bastante apresurado. Por sus artículos veo que él ha estudiado bastante el tratamiento y es un convencido de su futuro.
    Los 2 fundadores de este instituto son psiquiatras con un prestigio ganado y no creo que lo arriesguen por algo puramente económico.
    El mensaje es que hay que adaptarnos a lo que tenemos o el paciente tiene, siempre con apertura objetiva (sin endiosar, pero tampoco descalificar) a lo novedoso.
    Saludos cordiales,
    Martín Arévalo

    ResponderEliminar
  4. No sé si el Sr. Ameghino es médico, pero juzgando por lo que ha escrito (asumiendo que sí tiene esa profesión) puedo deducir que necesita actualizarse un poco (de ser Psiquiatra)e informarse antes de hacer ese tipo de comentarios.El sarcasmo no tiene cabida aquí.
    W.K.

    ResponderEliminar
  5. Buenos días, queria contarles que soy médica en Argentina, como mi compatriota maleducado, y contarles que conozco al Dr Kabar y me parece una persona y un profesional excelente.
    A veces la envidia es mala consejera.
    Saludos
    Dra Clelia Weissmann

    ResponderEliminar